jueves, 5 de agosto de 2010

BlA-bLa-BlA...

Qué estúpido se queda el pensamiento, cuando nadie llega a oírlo...
Qué banales las palabras que no salen de la boca,
y qué tontos los susurros que se mueren en los labios....

De nada sirve entonces construir castillos que nadie ocupa,
al igual que es absurdo hacer de algo que nadie sabe, algo por sabido,
se convierte entonces en un sin sentido,
sentir algo que no puedes mostrar
pensar algo que no puedes decir
dar por entendido alguien que nadie sabe que existe...

No puedo pretender que lo sepas todo,
no puedo contártelo todo,
no puedes saberlo todo de mi...
Sobretodo cuando ni siquiera yo lo sé...

No puedes dejar de hacer algo que no sabes qué es pero que me duele...
No puedes dejar de ser quien eres, entonces serías quien me conviene,
entonces serías quien pretendieras, pero no serías quien eres...
No serías quien amo...
No serías tú...


[Buscando las palabras que se pierden en los pensamientos mudos que se mueren en los suspiros de mis labios]